5CLAVES

Y tener relaciones
más satisfactorias,

El amor propio incide directamente en nuestra vida sexual. Por ello, una especialista en la materia revela los pasos a seguir para poder mejorar nuestra confianza en el ámbito de lo erótico.

La autoestima, que puede definirse como el nivel de valoración o estima que una persona siente por si misma, influye directamente en su sexualidad. Por ende, quienes tienen poco o nulo amor propio, difícilmente podrán tener una vida erótica plena y satisfactoria.

Pero hay formas en que se puede potenciar lo que también se conoce como autoestima sexual.

Magdalena Rivera, médico cirujano y sexóloga de Medical Sex Center, entrega las siguientes soluciones que pueden impactar positivamente sobre la vida erótica.

1. Aceptar el cuerpo

Es importante sentirse bien con el propio cuerpo. Esto no necesariamente significa tener y lucir un cuerpo perfecto, sino que aceptar y querer el cuerpo que uno tiene, sin sentir la presión o las exigencias de la publicidad o de la moda que muchas veces alzan estereotipos físicos que no son reales. Esto es algo básico para estar cómodo, para desnudarse sin problemas en la intimidad.

2. Conocer el cuerpo

Para poder sentirnos más seguros en el encuentro sexual, también es vital conocer el propio cuerpo, sus respuestas sexuales, qué cosas a uno le gusta y qué cosas no son del agrado de uno. Y la mejor forma de conseguir todo esto es esto es a través de la masturbación.

El autoerotismo durante años fue “condenado”, sin embargo, con el tiempo, la ciencia fue despejando el camino y se sabe que trae muchos beneficios de la vida de quien lo practica: fortalece el sistema inmunológico, mejora el humor, la calidad de la piel, el autoestima entre otras bondades.

En ese sentido, hoy, el mercado sexual ofrece una serie de alternativas para poder motivar y potenciar el autoerotismo tanto femenino como masculino.

En Starsex, única empresa en Chile dedicada a la creación de accesorios eróticos, se pueden encontrar una serie de artículos para ello: vibradores, consoladores, geles excitantes, lubricantes íntimos, entre muchas otras novedades que han sido creadas pensando en el bienestar sexual de mujeres y hombres.

3. Informarse sobre sexualidad

Otra forma de potenciar la autoestima erótica es consiguiendo más conocimiento sobre sexualidad. Y la mejor forma para esto es instruyéndose a través de fuentes de información confiables y de buena calidad.

De esta forma, también nos liberamos de mitos y tabúes que rondan al sexo y que muchas veces son obstáculos para poder explorar y descubrir nuevas sensaciones en el sexo.

4. Aprender a comunicarse con la pareja

La comunicación con la otra persona es vital, pero tiene que ser una comunicación asertiva, vale decir, que no venga en forma de crítica o de ofensa. Siempre la idea es proponer o sugerir lo que uno quiere y no quiere, pero de buena forma.

Ahora, también es importante que todos entendamos que no porque a uno no le guste cierta práctica sexual se es malo en la cama o se es mal amante, ya que todo pasa por las preferencias y los gustos que van variando en cada persona. Por ende, es muy importante que evitemos calificarnos negativamente nuestro desempeño sexual o el del otro.

5. Tener expectativas reales sobre el sexo

Es mejor tener expectativas reales, ver la sexualidad como una forma de disfrutar y pasarlo bien. Que el sexo no tenga que ver con llegar a metas o con la autoexigencia. En este sentido la pornografía puede hacer mucho daño. Es decir, no hay problema con ver películas triple X, siempre y cuando no pensemos que lo que vemos allí es realidad ni un documental, sino que mera ficción y fantasía.

ClariNet