MUNDO

Chile y Japón lideran
innovador proyecto para
la detección temprana
de la marea roja.

Tras las millonarias pérdidas que dejó el brote de marea roja en diversos puntos de las de la región de Los Lagos, es que Chile y Japón se unieron para liderar un innovador sistema de alerta que detecta de manera temprana la proliferación de micgroalgas.

Según publicó el Diario Financiero, la iniciativa es financiada por la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), por un monto estimado de $3.000 millones.

La Universidad de la Frontera será la encargada de desarrollar este proyecto, por un periodo de cinco años.

Durante la ceremonia del lanzamiento del proyecto, en la región Metropolitana, participaron autoridades de la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura (Subpesca), del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura y el Ministerio de Salud, además de investigadores de diversos puntos del país, informó DF.

El rector de la Universidad de la Frontera, Dr. Eduardo Hebel, dijo al medio que ”Este proyecto que estamos lanzando tiene esas particularidades: acerca la ciencia a la población y a la realidad del entorno, con un fuerte componente social que mejora la calidad de vida de las personas”.

Por su parte, el embajador de Japón en Chile, Yoshinobu Hiraishi, señaló al Diario Financiero que “desde nuestro país hemos apoyado por varios años a Chile con el objetivo de mejorar la calidad de vida pesquera y el fomento productivo”.

Agregó que desde la década del 70 vienen financiando diversos proyectos a lo largo del país, los que han ido en beneficios de comunidades costeras.

El medio consigna que el brote de marea roja a fines de 2016, dejó una pérdida estimada de 800 millones de dólares.

ClariNet