Deprecated: Non-static method Joomla\CMS\Application\SiteApplication::getMenu() should not be called statically, assuming $this from incompatible context in /home/web2clar/public_html/nuevo/templates/jomi/styles/jomi/layouts/com_content/article/default.php on line 37

Deprecated: Non-static method Joomla\CMS\Application\CMSApplication::getMenu() should not be called statically, assuming $this from incompatible context in /home/web2clar/public_html/nuevo/libraries/src/Application/SiteApplication.php on line 275
FELIPILLO ALESSANDRI
SUBASTA BARATITO EL
MUNICIPIO CAPITALINO
Insonoros del monedero.

Por Zoila Concha de Vaca

Realmente el Felipillo Alessandri, como alcalde de Santiago Centro, me resulta adorable y pienso endosarle el cariño que sentía hasta ahora por el Joaco Lavín.

Ha puesto en marcha un estupendo plan para dejar en pelopidas al municipio, con una barreta impresionante y que deja colgados del alambre a los tipejos de la Nueva Mayoría: Enfrentar el déficit que afecta a la Dirección de Educación Municipal, que asciende a $21.300 millones, y que tiene en vilo el pago de sueldos a los docentes de la comuna, que la verdad es que están de lo más calladitos. Antes se pasaban gritando en las calles y ahora ni se acuerdan de lo que es una manifestación.

El Felipillo, moderno él, quiere hacer uso de una hipoteca rara llamada leaseback, un préstamo a diez años sobre el edificio ubicado en Amunátegui 980, donde actualmente funcionan los Juzgados de Policía Local, con lo que se espera obtener diez mil millones de pesos extra, que permitirán pagar sueldos y cotizaciones previsionales a los profesores, además de facturas atrasadas a los proveedores.

En esta hipoteca rarita, el propietario de un inmueble se lo vende a una entidad financiera que de inmediato se lo arrienda por un tiempo limitado y cuando este se cumple, el edificio retorna al dueño, en este caso, la municipalidad. Más enredado que peluca de payaso pero que funciona. Lo malo es que la idea necesita ser votada en el concejo municipal, donde pasó colada, y ser autorizada por el ministerio de Hacienda.

El alcalde alega que decidieron recurrir a esta fórmula ya que "desde el Gobierno central no recibimos ningún solo peso y necesitamos pagar las cotizaciones previsionales del año pasado a los profesores".

El Joaco, en su momento, vendió los derechos de aguas municipales que ahora por lo menos ya triplicaron su valor e hizo otras maravillosas berracadas semejantes. Él es un berraco mayor, aunque ahora le agrega la demencia senil.

Por eso, el Feli, antes de sumirse en el olvido, no se quiere quedar atrás y hace de las suyas. Lo único malo es que cuando era concejal se opuso a estas hipotecas raritas porque dijo, "son un robo". Para que nadie le diga nada, ahora canta: Cambia, todo cambia…Es decir, se renovó.

ClariNet