FA

Crea mesa ejecutiva
que excluye a cinco
de sus movimientos.

Este nuevo espacio busca coordinar la bancada con el resto del bloque y fijar posiciones como coalición.

Tras una serie de críticas -incluso internas- por la descoordinación del Frente Amplio (FA), se constituyó este martes en el bloque un consejo ejecutivo que comenzará a operar a partir del próximo lunes, a las 12 horas.

La idea de esta nueva instancia es iniciar una coordinación entre la bancada y las organizaciones que componen el conglomerado, que se seguirán reuniendo en su totalidad los miércoles en la noche en el encuentro de la mesa nacional.

También, explicaron dirigentes del sector, será este nuevo espacio el encargado de fijar posiciones a nivel de coalición sobre temas coyunturales y darle mayor proactividad a la instalación en la agenda nacional de temas propios.

Este grupo estará compuesto por todas las fuerzas que tengan representación en el Congreso: Revolución Democrática (RD), Movimiento Autonomista (MA), Partido Liberal (PL), Partido Poder, Izquierda Autónoma (IA), Partido Humanista (PH), Izquierda Libertaria y Partido Ecologista Verde. Además, se incluirá al Partido Igualdad, que pese a no tener parlamentarios está constituido legalmente.

“Estamos fortaleciendo el FA (…). La idea es que la mesa nacional pueda seguir marcando el camino desde una mirada estratégica y que el consejo ejecutivo revise la contingencia y coordinación semanal”, explicó el timonel de RD, Rodrigo Echecopar.

Es decir, la diferencia entre la mesa nacional y el espacio ejecutivo es que la primera seguirá siendo la instancia que define los lineamientos políticos generales para la construcción del bloque y la segunda debe coordinar cada semana las acciones contingentes. Además, la reunión de los lunes resolverá cómo ejecutar las propuestas de la mesa nacional.

Javiera Toro, encargada política de IA, sostuvo que “valoramos que el FA esté pasando a una etapa de consolidación con la maduración de sus espacios de toma de decisiones, para superar algunas debilidades que diagnosticamos”.

La secretaria general del MA, Constanza Schönhaut, explicó que el espacio dará “dinamismo político y capacidad de acción al conglomerado”. Además, aseguró que “es necesario profundizar la apuesta política del FA como oposición para ofrecer soluciones”.

Sin embargo, no todos quedaron conformes. El nuevo consejo excluye a cinco movimientos del bloque: Socialismo y Libertad, a Nueva Democracia, al Movimiento Democrático Popular (MDP), el Partido Pirata y el Movimiento Democrático Progresista.

Dirigentes de algunos de estos grupos se opusieron a la creación de este espacio y tienen una visión crítica sobre las funciones que desempeñará.

De hecho, Esteban Silva, presidente del MDP -movimiento fundado por Alberto Mayol- señaló que “no compartimos la composición que se propuso de ese espacio ejecutivo, porque instaura un principio de exclusión de quienes no tenemos parlamentarios, pero contamos con liderazgos como el de Mayol”.

Desde Sol, Antonia Orellana, miembro de la directiva del movimiento, dijo que “consideramos poco honesto decir que se busca un espacio más ejecutivo si lo compone el 80% de las fuerzas. Faltó honestidad para asumir que buscaban un espacio aparte, solo para las fuerzas con representación parlamentaria, porque va a contrapelo de las declaraciones de que el FA no se debe parlamentarizar”.

ClariNet