JARDIN-DEBATES

Resulta francamente divertido
como el momiaje intenta ocultar
su falta de ideas y condena los
debates con el absurdo
argumento que “es mejor el
despliegue en terreno”.

Por Juan del Garrote

La enconada polémica entre los sectores opuestos, en la prensa vendida, en especial en El Mercucho, apenas se menciona y se evita ir al fondo del tema pues es evidente que se quiere volver al oscurantismo de los dogmas, desconociendo el acierto de la antigua afirmación: De la discusión nace la luz. Para ellos, de los labios sellados surge la sombra que oculta los escándalos y que es lo que necesitan ante el turbio pasado de su abanderado presidencial, el Piraña.

Algunos, como el diputado Felipe Kast y el senador populista Manuel José Ossandón, se rebelaron luego de que la UDI aceptara encantada la proposición del Piraña de que los debates entre precandidatos para las elecciones primarias, sean sumamente acotados. Desde el pinochetismo civil se acepta un solo foro y cortito, tras la inscripción de las candidaturas, pues lo que quiere es dar la impresión de un proceso democrático, no de llevarlo a cabo.

El abanderado de Evópoli sostuvo que es "lamentable que algunos tengan algún grado de temor, eviten los debates y quieran una primaria de cartón". Expresó que si no hay debates, la ciudadanía no sabrá por quién está votando. Asimismo acusó, que hay una “operación política” para evitar que haya discusión alguna.

Ossandón por su parte, afirmó que "me extraña que los partidos que dicen que son demócratas atacan la esencia de la democracia que es conversar y desarrollar ideas". Para él, la razón es que al Piraña no le conviene tener intercambios de opiniones.

El presidente de Evópoli, Jorge Saint Jean, coincidió con Kast y Ossandón. Dijo que “es fundamental que la ciudadanía esté bien informada” y para eso, precisó que deben haber varios debates. “Uno solo sería una vergüenza para el país, porque demostraría que algunos de los candidatos, en el fondo, no quiere las primarias y quiere tener su candidatura asegurada entre cuatro paredes”.

Desde la añeja Renovación Nacional, el secretario general Mario Desbordes, señaló que las primarias no se ganan con debates, sino con despliegue en terreno. Solo él lo sabe.

ClariNet