SABAT

Ex edil deberá declarar ante el
Ministerio Público, en calidad de
imputado, el 30 de mayo. Se le
investiga también por presunto
fraude al fisco y negociación
incompatible.

Una citación para declarar, en calidad de imputado, recibió hace algunos días el ex alcalde de Ñuñoa Pedro Sabat.

La diligencia, fijada para el 30 de mayo, responde a la indagatoria que por estos días lleva adelante la fiscalía de Alta Complejidad Oriente, en torno al posible enriquecimiento ilícito, fraude al fisco y negociación incompatible que apunta en contra del ex edil. 

En febrero, el concejal Jaime Castillo y el ex alcalde Pablo Vergara interpusieron una denuncia que alude a  una licitación por la recolección de la basura en Ñuñoa, adjudicada a la empresa KDM Demarco.

En el escrito se solicitó que la fiscalía investigue la licitación  y el contrato por $ 3.096 millones anuales, durante seis años, celebrado entre el ex alcalde Sabat y la empresa el 28 de marzo de 2012. Esto, según se agrega en el texto,  pese al rechazo de cinco de los ocho  concejales municipales que participaron en la votación  de la época.

En marzo pasado, el fiscal a cargo del caso, José Antonio Villalobos, solicitó la contabilidad de la empresa entre 2008 y 2014. Después, el 31 de abril, el gerente de KDM, Fernando León, declaró como imputado ante la fiscalía de Ñuñoa. 

En esa oportunidad, el ejecutivo se refirió al monto involucrado en el contrato, señalando que “el valor del contrato con Ñuñoa es elevado porque el servicio es distinto, tiene más personas, hay más servicios con  camiones más costosos (...), un contrato totalmente distinto al anterior”, dijo.

Respecto a la relación con la familia Sabat, el ejecutivo de KDM explicó al fiscal que “Marcela Sabat (diputada e hija del ex edil) creo que estaba en el listado del aporte Servel, pero no lo recuerdo con certeza”.

Lo anterior, aludiendo al sistema legal de aportes para campañas a través del organismo electoral. Además, señaló que “respecto del alcalde Sabat, en su época no se hizo ningún aporte de ninguna manera”.

“Varias veces estuve reunido con el alcalde Sabat en su oficina por el tema de los contratos. Con Marcela Sabat no tengo vinculación. No recuerdo si le aportamos a ella, tendría que revisarlo. Había muchas peticiones, y no recuerdo bien. Conmigo no se reunió Marcela Sabat. El alcalde Sabat no me pidió apoyo para su hija, que recuerde. No recuerdo si me pidió algo para ella, ni personalmente ni por correo”, reiteró el ingeniero en su declaración ante la fiscalía.

Sobre Claudio Sabat, el hermano del ex edil que trabajó para KDM y que en la denuncia se señala como antecedente de la presunta vinculación de Sabat con la empresa, León explica  que “Claudio Sabat vivía con su familia en Antofagasta, y estábamos por distintas vías buscando contratar a alguien como gerente zonal industrial”. Luego, afirmó que el cargo que ostentó el hermano del ex edil en KDM se creó a partir de su llegada a la empresa.

Su testimonio ante la fiscalía finaliza relatando los últimos contactos que tuvo con Pedro Sabat. “En diciembre de 2015 vi por última vez a Pedro Sabat. Me fue a ver a mi oficina. Fue con una pianista pascuense, porque quería que colaboráramos con una escuela que ella tenía en Isla de Pascua. Conversamos de ello, y no se concretó nada. No tenía relación cercana con Pedro Sabat. Conocí su casa en Los Dominicos. No recuerdo el motivo por el cual fui. Me invitó al matrimonio de su hijo. No recuerdo su nombre. Fue hace varios años”, declaró.

Enriquecimiento ilícito

Posterior a la denuncia en contra de Sabat por la eventual vinculación al denominado caso Basura, la fiscalía comenzó indagatorias en torno al patrimonio del ex edil.

Según The Clinic, en junio de 2015, antes de dejar la alcaldía, Sabat firmó dos promesas de compraventa con la inmobiliaria Fernández Wood Desarrollos Dos S.A., cuyo fin era traspasar dos propiedades suyas a la inmobiliaria por un total de $ 1.784 millones, negociación impedida para alcaldes según la normativa municipal.

Respecto de esa transacción, la fiscalía solicitó a Fernández Wood la entrega voluntaria de los antecedentes contables de la empresa.  Y pese a que según la versión del entorno de Sabat esa promesa de compraventa no se habría concretado, la fiscalía investiga información respecto a las propiedades que posee el otrora jefe comunal.

  

Según explican cercanos a  Sabat, el ex alcalde ha tenido bienes raíces en Santiago (en calles Pedro de Valdivia y Avenida Cristóbal Colón), en el balneario de  Papudo (dos propiedades) y una parcela en Curacaví. También se conocen inversiones en acciones y fondos mutuos, además de algunas vinculaciones como socio de empresas familiares.

Antecedentes preliminares de la investigación lo ligan a un presunto patrimonio cercano a los $ 3.000 millones, forjados estimativamente en los últimos 15 años.

La Tercera contactó a Sabat para conocer su versión. “Vengo pidiendo hace rato que nos entreviste el fiscal para decirle lo que tenemos que decir. He pedido que me citen a declarar, porque lo que sale en la denuncia son puras mentiras”, dijo.

ClariNet