Deprecated: Non-static method Joomla\CMS\Application\SiteApplication::getMenu() should not be called statically, assuming $this from incompatible context in /home/web2clar/public_html/nuevo/templates/jomi/styles/jomi/layouts/com_content/article/default.php on line 37

Deprecated: Non-static method Joomla\CMS\Application\CMSApplication::getMenu() should not be called statically, assuming $this from incompatible context in /home/web2clar/public_html/nuevo/libraries/src/Application/SiteApplication.php on line 275

NO-OLVIDAR8

El "caso Mirage", la compra de
tanques Leopard, el Milicogate y
el patrimonio del general Fuente-Alba
son solo algunos de los escándalos
financieros y de corrupción derivados
de una ley que impide a los chilenos
saber en qué gastan su dinero
las Fuerzas Armadas.

En los últimos 20 años, el Estado chileno ha entregado más de 17 mil millones de dólares al Ejército a ojos cerrados. Esto por la Ley Reservada del Cobre, que obliga a Codelco entregar el 10% del dinero de sus ventas a las Fuerzas Armadas para que compren armamento o construyan instalaciones para guardarlos o repararlos. Esto con un piso de 150 millones de dólares independiente de cómo estén las ventas.

El problema es que el cómo se gasta este dinero y cuánto se gasta es información reservada por considerarse estratégica para la defensa del país. Es imposible fiscalizarlo. Tampoco se puede destinar lo que sobra a otros fines como construir hospitales, colegios o reparar caminos. El resultado en los últimos 25 años han sido multimillonarios casos de corrupción y de desviación de fondos en cada una de las ramas de las Fuerzas Armadas.

Así lo describió el periodista Daniel Matamala durante la noche del lunes en CNN: “Uno podría hacer un experimento de cómo generar corrupción. Poner muchísimo dinero en un lugar donde no haya ningún tipo de transparencia ni de fiscalización de lo que se está haciendo. Chile ha hecho ese experimento: se llama Ley Reservada del Cobre”.

Estos son algunos de los más grandes escándalos derivados de la Ley Reservada del Cobre que han significado multimillonarios gastos del Ejército con dinero de todos los chilenos que en nada benefician a los chilenos. Todo lo contrario: benefician el bolsillo de unos pocos altos mandos militares.

1.- Los aviones chatarra del Caso Mirage

Entre 1993 y 1994, la Fuerza Aérea de Chile compró a Bélgica una cuadrilla de 25 aviones cazabombarderos Mirage V “Elkan” usados a 109 millones de dólares. ¿El problema? Eran aviones chatarra de pésima calidad que no duraron más de 10 años en servicio y que tuvieron 20 veces más accidentes que cualquier otro modelo de la FACH.

¿Qué llevó al Ejército a comprar esa basura? Según las investigaciones del juez Omar Astudillo, parte del alto mando de la FACH recibió en total 15 millones de dólares de “comisiones” por este favor. Los procesados fueron el ya fallecido general en retiro Ramón Vega y sus cómplices: los generales (R) Jaime Estay Viveros y Florencio Dublé Pizarro, y el Coronel (R) Luis Bolton Montalva. El proceso aún no ha terminado.

2.- La sospechosa compra de tanques Leopard 

El modus operandi fue parecido. El Ejército compró en 1997 202 tanques Leopard I-V a Holanda, por 80 millones de dólares. Pero investigaciones de la Fiscalía Oriente y de la Brigada de Lavado de Activos de la PDI detectaron traspasos sospechosos a las cuentas de militares.

Según la investigación, la firma holandesa RDM Technology habría pagado 7,5 millones de dólares a altos mandos del Ejército. Esto a través de Guillermo Ibieta, el gestor chileno de la compra de los Leopard.

Según consta en el informe que hizo la Cámara de Diputados al respecto, “la investigación derivó en el ex secretario privado de Pinochet, Brigadier (R) Gustavo Latorre, y en el ex director de la Fabrica y Maestranzas del Ejército de Chile, Famae, General (R) Luis Iracabal Lobo, a quienes se acusa de haber recibido US$ 600 mil tras la compra“.

Este año, la Corte Suprema sentenció a estos militares a 541 días de presidio. Es decir, ganaron más de mil dólares por cada día de cárcel que tendrán.

3.- Caso Fragatas: todos los caminos llevan a Ibieta

Nuevamente el fallecido empresario Guillermo Ibieta aparece involucrado en un caso de corrupción en el Ejército. En esta oportunidad, también fue intermediario en la compra y refacción de cuatro fragatas holandesas en 2004 por 350 millones de dólares. La Fiscalía empezó a investigarlo como una arista derivada del caso Leopard.

Los ex oficiales de la Armada, Patricio Basili y Juan Tapia fueron acusados de los delitos de cohecho, negociación incompatible, delitos tributarios, lavado de activos y porte ilegal de armas. Estos habrían recibido coimas y habrían ayudado a Ibieta con información confidencial para que la empresa holandesa que vendió la fragata ganara licitaciones. Tras aceptar los cargos, fueron condenados a 5 años de presidio con libertad vigilada y al pago de 105 millones de pesos.  Ibieta fue sobreseído por fallecer durante el proceso.

4.- El actual “Milicogate”

Ha sido el caso de desviación de fondos de la Ley Reservada del Cobre más grande de la historia. Tan grande, que hasta el momento siguen apareciendo nuevos antecedentes. De momento, la investigación periodística hecha por The Clinic en base a oficios del ministerio de Defensa, audios de la Fiscalía Militar y declaraciones de testigos habla de miles y miles de millones de pesos desviados entre 2010 y 2014 a través del pago de facturas ideológicamente falsas.

Parte de estos dineros, según la declaración del ex Tesorero del Estado Mayor del Ejército, Clovis Montero, el principal acusado, se habría gastado en “casinos, propiedades, caballos y fiestas”.

Por ejemplo, solo el cabo Juan Carlos Cruz gastó 2.638 millones de pesos en máquinas traga monedas y también aprovechó de operar a su pareja y comprar un caballo fina sangre. Todo entre 2008 y 2014.  Y esa no es ni la punta del iceberg.

5.- El enorme bolsillo de Fuente-Alba

A raíz del Milicogate, los bolsillos de los altos mandos y ex altos mandos del Ejército pasaron a primer plano. Fue entonces que llamó la atención que el ex Comandante en Jefe del Ejército, general (r) Juan Miguel Fuente-Alba, tuviera un patrimonio $3.000 millones, cuando su sueldo de $3.564.168 no le habría permitido jamás llegar a esa cifra. Se sospecha enriquecimiento ilícito, negocios fuera de la ley con autos Audi y otros sobre pagos.

Fuente-Alba se defendió y dijo que jamás ha hecho mal uso de los recursos fiscales y que “mi patrimonio es fruto de 44 años de servicio, del trabajo de mi familia y lo he obtenido legítimamente. Así lo demostraré ante los tribunales de justicia del país y en todas las instancias que correspondan“.  La investigación sigue en curso y está a cargo del ministro en visita designado por la Corte Suprema, Omar Astudillo. 

En tanto, el Consejo para la Transparencia declaró el fin del secreto a la Ley Reservada del Cobre luego de que un ciudadano pidiera conocerla y el consejo exigiera al ministerio de Defensa la entrega del documento.Desde el Ministerio de Defensa aseguraron que no van a apelar a esta decisión. Será la primera vez que se tendrá acceso a una legislación que durante muchos años fue secreta.

¿NO SERÁ UN POCO TARDE?... BUENO MÁS VALE TARDE QUE NUNCA

Contralor confirmó auditoría por las compras de distintos elementos para el Ejército.

Sin embargo, Jorge Bermúdez precisó que no podrán investigar las cuentas del ex comandante en jefe Juan Miguel Fuente-Alba, investigado por presunto enriquecimiento ilícito.

En el marco del multimillonario desfalco de los dineros que deja la ley reservada del cobre, caso conocido como Milicogate, junto con el presunto enriquecimiento ilícito del ex comandante en jefe del Ejército, Juan Miguel Fuente-Alba, el Contralor General de la República,Jorge Bermúdez, confirmó que realizarán una auditoría a las compras del Ejército.

Asimismo, de acuerdo publicó Radio Cooperativa, Bermúdez se reunió con el contralor interno de esta rama de las Fuerzas Armadas, y de paso aclaró que el patrimonio de Fuente-Alba no podrá ser investigado ya que se trata de un funcionario en retiro.

Pese a todo, indicó que sí se analizará su gestión.

“El general Fuente-Alba es un general en retiro, por lo tanto corresponde a otro ámbito de investigación, el ya no es funcionario público y por lo tanto nosotros no tenemos competencia respecto de la situación patrimonial de ese ex funcionario”, aseguró el Contralor.

El Contralor además sumó que “lo que nosotros podemos revisar es la gestión, pero no el patrimonio de esa persona en particular”.

Además, el Fiscal Nacional, Jorge Abbott, indicó que por ahora no cuentan con antecedentes para realizar imputaciones en el caso del ex comandante en jefe del Ejército.

“Se están allegando antecedentes para establecer si efectivamente hay alguna situación que pueda eventualmente ser constitutiva de delito, eso está a cargo del fiscal José Morales y la investigación todavía no arroja los antecedentes necesarios para que se haya tomado alguna decisión por parte del fiscal”, indicó Abbott.

ClariNet